Limpieza y mantenimiento de nuestro vestuario

Casi seguro que la ropa de la moto no te la toca nadie en casa, ni tu madre ni tu pareja, como mucho de vez en cuando al pasar por tu armario a dejar cualquier cosa se echarán para atrás al recibir el “olor a tigre” que despide la cazadora o el mono de cuero colgadito en su percha. Si sobreviven a esta dura prueba, te van a decir de todo, o pueden que cojan el mono y lo metan en la lavadora porque ya es un acto de supervivencia. Agradece si no te meten a ti también con el mono…

¿Por qué se ensucia la ropa si solo me la pongo el domingo para darme una vuelta?

Estoy toda la semana deseando que llegue el viernes para quedar con los amigos y darme una vuelta con la moto. Salgo inmaculado de casa, como si fuera a hacer la Primera Comunión, sin una mancha… pero cuando regreso el mono o la cazadora está lleno de bichos…El cuello de la camiseta que era blanco, ahora es marrón tirando a negro, la cazadora ha cambiado de color y yo no la he llevado al tinte… ¿De donde sale tanta suciedad? Pues la respuesta es sencilla…la suciedad está en el aire además si vives en una ciudad la contaminación no es un ente invisible que solo nos devora los pulmones también deja sus residuos en nuestro vestuario y en nuestra piel.

Pero en el campo también hay lo suyo… entre los millones de partículas que frotan en el ambiente y en el veranito los insectos que son abundantes. En la moto esto se nota mucho más. Vamos a velocidad y acumulas todo lo que vas recogiendo en el camino, que no son solo kilómetros.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *