Antirrobos para las motos

ALARMAS

Caras y complicadas de poner pero, ¿efectivas?

Hay que aclarar que una alarma no es un sistema antirrobo. Una alarma puede sonar, pero solo hasta que se desconecte de la batería.

La alarma solo servirá como complemento de un buen antirrobo, pero jamás suplirá a este. Te avisará, si estás cerca, de que alguien ha tocado tu moto, pero no impedirá que se la lleven.

Las hay con sistemas que te notifican por teléfono, envían una señal GPS para saber su localización y un sin fin de tecnología para todos los gustos.

OTROS ANTIRROBOS

Existen otras alternativas como los sistemas antiarranques, que van, desde simples cortes en el sistema eléctrico que evitan que se encienda la moto si no se acciona el interruptor, hasta sistemas más complejos con claves. Grabado de piezas con arena, que no evitará que te roben la moto, pero sí el que se puedan vender de segunda mano.

MEDIDAS PARA PREVENIR EL ROBO DE TU MOTO

• Combina, siempre, dos sistemas antirrobos diferentes, tratando de que uno de ellos sea un candado en U.

• Nunca aparques la moto, ni un solo segundo, sin protección, incluso, para efectuar una compra inmediata. Deja, siempre, bloqueada la dirección y, mínimo, con un candado de disco.

• No aparques la moto junto al lugar donde vas a estar algunas horas, como teatros, cines, etc. Es uno de los lugares preferidos para robar motos. Aparca una calle más abajo y, preferiblemente, en sitios muy transitados.

• Cuidado en los garajes comunitarios, ya que son uno de los lugares favoritos de los ladrones, incluso, los que tienen vigilantes. Trata de sujetar tu moto a otra o algún sitio fijo. Pide permiso para instalarte algún sistema que te permita atar tu moto, como una barra de acero sujetada al suelo o una pared, a la que puedas atar la moto.

¿QUÉ HACER SI YA TE LA HAN ROBADO?

• Debes de tener una foto de tu moto. Hazla cuanto antes si no la tienes.

• Denunciarlo en la policía.

• Sacar fotos de tu moto y dejarlas en todos los talleres que puedas.

• Publicar la foto de tu moto en todos los foros que puedas.

• Darte una vuelta por el lugar y las cercanías de donde te la han robado, sobretodo, en las horas siguientes. Puede que los ladrones la estén disfrutando antes de deshacerse de ella o, incluso, que la hayan dejado abandonada en las cercanías.

• Si, a los tres meses, no aparece, dala de baja en tráfico, aunque se mantenga la denuncia. Si no, te seguirán llegando los recibos del impuesto de circulación.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *