Prueba Honda Forza 125 2017: Apuesta de garantías

La Honda Forza 125 2017 quiere ser, como indicó en su momento su propio jefe de proyecto, el mejor scooter de 125cc con lo mejor de todo. Desde luego, una excelente presentación.

Desde luego, atreverse a presentar un scooter 125 con esa declaración es una temeridad, habida cuenta de lo superpoblado que esta el segmento con excelente modelos… pero Honda es Honda. Cuando buscan hacer un modelo en concreto, nadie duda de que el rodillo del ala dorada pasará por encima de lo que sea para conseguirlo. Desde luego, este es el caso.

Comenzaré esta prueba con dos claras verdades. Uno, que la Forza 125 es cara, muy cara. Casi 5000 € para un scooter 125 es mucho, pero aquí llega la segunda verdad: realmente, el Forza 125 sea posiblemente el mejor, más rápido y cuidado modelo que puedas comprar.

Teniendo en cuenta lo que te acabo de decir, comencemos la prueba.

Honda Forza 125 2017: Lo tiene todo… casi.

Honda-Forza-125-prueba-2017-22

Lo primero que salta a la vista cuando ves en la Honda Forza 125 es su elegancia. Sus líneas entre urbanas y futuristas se combinan de una manera prácticamente perfecta. A todo el mundo le gusta, y el comentario general es que es bonita y elegante. Casi parece un diseño para alguna película que ocurre en un futuro cercano, tipo Robocop o Juez Dred… ¡aunque esperemos que con un guión menos violento!

Ahora comentaremos en el apartado más técnico. Su motor apenas ha sido retocado para poder adaptarse a la normativa Euro4, y sigue siendo un motor potente de verdad. Mientras gran parte de sus rivales directas han tenido que catalizarse para adaptarse a la dichosa normativa y para ello han perdido potencia y fuerza (a pesar de que declaren 1 CV menos y cosas parecidas), Honda ha conseguido que la potencia que se puede disfrutar en el Forza 125 con el carnet de coche A2 siga siendo la máxima. Es decir, 15 CV.

Para ello, ha recurrido a una optimización a todos los niveles (electrónico, de ajustes, energético, etc.) que ha llamado eSP, “potencia inteligente mejorada” o Enhanced Smart Power en inglés. Así, por ejemplo, se ha trabajado mucho en el ajuste interior del motor. Tiene sistema Start & Stop que para el motor cuando llevas más de tres segundos delante de un semáforo. Sólo tienes que girar mínimamente el acelerador para volver a ponerlo en marcha con una suavidad desconcertante, tanto que a veces dudas un instante si realmente ha arrancado. Esto es gracias al uso del alternador para mantener el “standby” del motor, y no por volver a activar el propio motor de arranque como en algunos de sus competidores. En cuanto a ahorro de batería, también tenemos luces LED delante y detrás te ayudará ligera del conjunto y a ahorrar consumo.

Aún hay más. La llave es de proximidad, por lo que llevándola en el bolsillo solamente tienes que presionar hacia adentro el conmutador que tienes donde normalmente estaría la llave para desbloquear, y girarlo accediendo a las funciones: desbloquear la dirección, acceder a la apertura del asiento y el tapón de gasolina (presionando un botón lateral) y modo arranque, donde ya puedes apretar el botón ON.

Honda-Forza-125-prueba-2017-32

Más cosas. El radiador está colocado en un lateral del motor, compactando así el conjunto respecto a un modelo normal en que la refrigeración tiene que ir del frontal hasta el brazo basculante con el motor incorporado. De este modo se ahorra peso y complejidad mecánica. Por cierto, hablando de peso, hay que citar que la Forza  es uno de los scooter GT o megascúteres 125 más ligero del mercado. No llega a los 160 kilos, mientras que cualquiera de sus rivales ronda los 180.

En cuanto a cosas menos técnicas y más prácticas, a pesar de que parece un scooter bastante delgado para tratarse de un GT, lo cierto es que bajo su asiento caben perfectamente dos cascos integrales y más cosas. Aparte, tras el escudo delantero tiene alojamientos donde cabe por ejemplo una pequeña botella de agua y además tiene toma de corriente. Por si fuera poco, su pantalla es regulable en altura, concretamente en 12 cm y 6 posiciones.

Después de tantos piropos, ha llegado el momento de citar detalles que echamos de menos. El primero, un freno de mano para poder bloquear la moto en, por ejemplo, la rampa de un garaje. Por otro, luz de cortesía bajo el asiento. Tampoco estaría mal que las manetas fueran regulables.

Honda Forza 125 2017: En marcha también lo tiene todo

La suavidad de este motor es evidente desde el primer momento. Ya hemos comentado su increíble suavidad incluso en el momento de arrancar, casi desconcertante al principio.

Honda-Forza-125-prueba-2017-18

El tacto del acelerador es impecable, y logra aceleraciones que te hacen creer que estás sobre una moto de cilindrada algo superior, y es que los 15 CV reales se notan. Por ejemplo, parte de sus rivales declaran 12 o 13 CV, que no parecen muchos menos, pero porcentualmente estamos hablando casi un 10 o 15%. Cuando llevas una o dos personas adultas, y más con peso bajo el asiento, esos 2 ó 3 CV se notan… mucho. La aceleración es limpia y la Forza te permite mantener en carretera ritmos de casi 120 sin problemas, algo que la 125 no es ni mucho menos normal. Todo esto con unos consumos que a mí no me alcanzaron los mágicos casi 2,3 l que declara Honda para esta Forza 125, pero desde luego si es fácil mantenerse entre 3 y 3,5 a pesar de mantener el acelerador a tope en vías rápidas.

Y la parte ciclo no se queda atrás. Es realmente estable con su llanta delantera de 15 y trasera de 14, incluso rodando rápido en recta, y sorprendentemente no pareció demasiado sensible al viento  a pesar de tener buena superficie lateral como buen escúter. Los frenos cumplen, con un mordiente y progresividad buenos para un vehículo interurbano, y con un ABS desarrollado por Nissin y mejorado para este 2017 que me demostró no ser muy invasivo. Realmente, tanto a nivel de motor como de parte ciclo, es prácticamente imposible criticar nada.

Honda-Forza-125-prueba-2017-02

Con su excelente capacidad de carga (sobre todo si hablamos de un 125), una potencia que te permite hacer recorridos más largos que la mayoría de sus rivales y una buena ergonomía y protección adaptable  (recuerda la pantalla regulable) tanto para el piloto como para el pasajero, personalmente apenas dudaría en darle el título al mejor GT 125.

Si, es casi tan caro como algún scooter 400 de la competencia, pero recuerda que estamos con “cientoventicincos” especialmente pensados para automovilistas que aprovechan el A2 para poder montar en moto, y entonces su capacidad de elección no es muy amplia. Se ciñen a esta cilindrada, y desde luego el Honda Forza 125 es lo mejor. Y lo mejor siempre es caro, por lo que si no quieres gastarte esos casi 5000 € en un scooter, te recomiendo que no lo pruebes porque en ese momento ya será demasiado tarde.

David García de Navarrete

 DESTACABLE (3)

  • motor potente y refinado
  • diseño general bonito y eficaz
  • capacidad de carga y electrónica

 MEJORABLE (3) 

  • precio alto
  • sin freno de mano
  • luz de cortesía

 VALORACIONES 

  • Respuesta motor 9
  • Cambio –
  • Comportamiento en carretera 7,5
  • Paso curva 7
  • Confort 8,5
  • Frenos 8,0
  • Posición conducción 8,5
  • Equipamiento 9,0
  • Prestaciones 9,0
  • Consumos 9,0
  • Nota media: 8,3

Ficha Técnica Honda Forza 125 2017

Motor: monocilíndrico 4 válvulas 125 cm³

Potencia: 15 CV 8. 750 r.p.m

Alimentación: inyección electrónica PGM-FI

Chasis: estructura tubular acero

 

Precio: 4.950€

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *